TEXTOS

Anterior
Volver al inicio
Siguiente


La poesía se burla del político corrupto – Robinson Quintero Ossa



En cada envío de La poesía se burla, el poeta colombiano Robinson Quintero Ossa nos muestra poemas —acompañados de una breve reflexión— que aluden satíricamente a alguna realidad. En esta ocasión, el poeta se burla del político corrupto.

 

                              Epitafio para un político corrupto

 

                               En esta elegante tumba de primera

                              reposa un hijo de puta de tercera.

 

                                                            (¿?)

 

 

Y de cuarta y de quinta letrina, tripudo hinchado, amasijo de hediondez, ventrudo y descuajado que, si en vida lo vieron pasar con política indolencia por pasillos y salones de primera, por tarimas y balcones festonados, oficinas doctoradas y edificios hacendosos de caudales, en muerte es igual en desdoro al más tardo embustero, al más ridículo pilluelo, al cortabolsas más chichipato, al más estúpido faltón. En esta tumba de primera reposa un hijo de puta de tercera, polvo lluvioso de las carcomas, saco roto de inmundicia que incluso antes, mucho antes de bajar hasta su corrupción, cuando lo erigían vestidos pulcros y lujosos, corbatas finamente ajustadas, y portadas de revistas y figurines, y destellos de cámaras y poses decentes, ¡bah!, ya era un adelanto de lo que ahora es.

 

                              £

 

                              Posdata a mano armada

 

                              Cuando se habla de bancos y robos, pregunto de inmediato:

                              ¿de afuera para adentro o de adentro para fuera?

 

                                                            (Millôr Fernándes)

 

Vea también: La poesía se burla del recuerdo – Robinson Quintero Ossa


Noticia Biográfica


Robinson Quintero Ossa es poeta, ensayista y periodista literario. Licenciado en Comunicación Social y Periodismo por la Universidad Externado de Colombia. Libros de poemas: De viaje (1994), Hay que cantar (1998) y La poesí­a es un viaje (2004). Ediciones Catapulta publicó en 2006 su breve antologí­a de oficios El poeta es quien más tiene que hacer al levantarse, y La Universidad Externado de Colombia, en 2013, en su colección “Un libro por centavos”, la selección de poemas Los dí­as son dioses. Ha publicado libros de investigación literaria y de periodismo literario. Sus obras de ensayo son: “Un panorama de las tres últimas décadas” para el libro Historia de la poesí­a colombiana (2009), junto a Luis Germán Sierra, y Libro de los enemigos (2013) –Beca de Creación en Ensayo, Alcaldí­a de Medellí­n 2012–. Como director de talleres literarios, ha trabajado para la Casa de Poesí­a Silva, las bibliotecas públicas de Comfenalco-Antioquia, el Taller de Letras de la Fundación Jordi e Serra. En la actualidad orienta los talleres de creación literaria La máquina de cantar y compone, junto a Fernando Linero, el grupo musical El poeta canta dos veces.



Articulos relacionados