Entrevista a Federico Díaz-Granados a propósito del festival literario “Las líneas de su mano”

Selección de poemas de Alejandro Cortés
11 agosto, 2015
Poesía venezolana: Carmen Verde Arocha
25 agosto, 2015

Entrevista a Federico Díaz-Granados a propósito del festival literario “Las líneas de su mano”

A propósito del festival literario “Las líneas de su mano”, Otro páramo entrevistó a su actual director, el poeta Federico Díaz-Granados.

La foto es de Isabel Tobón.

Otro páramo: En la actualidad hay varios festivales literarios en la ciudad de Bogotá, ¿qué te impulsó a promover un festival que le da cabida a la poesía?

Federico Díaz-Granados: Yo creo que el mayor impulso tiene que ver con mi propia pasión por la poesía, por su difusión y divulgación desde distintos ámbitos. En un inicio “Las líneas de su mano” era un festival que promovía diferentes géneros. Recuerdo que la tercera versión fue dedicada en su totalidad al género del cuento. Pero con el pasar del tiempo y ante la ausencia de eventos de poesía que vinculen a los estudiantes y a los colegios sentí la necesidad de privilegiar este género tan desdeñado por las contingencias mediáticas, editoriales y festivaleras.

 

Op: El festival ya tiene vida desde hace varios años, háblanos un poco de la evolución que ha tenido el festival. ¿Qué cosas han cambiado y cuáles fueron las dificultades que tuviste que sortear?

F: El festival siempre ha tenido el soporte y el apoyo del Gimnasio Moderno desde su primera versión bajo la rectoría de Juan Carlos Bayona hasta la actual administración que lidera Víctor Alberto Gómez. Se hace a partir de un gran esfuerzo de la institución y con el apoyo de algunas entidades que han creído en este proyecto, en el propósito y en su público objetivo. No es fácil, hay que golpear puertas y convencer a mucha gente de la viabilidad del festival y por fortuna muchos ya lo consideran como un patrimonio de los bogotanos. Su evolución ha sido muy notoria. Las primeras tres versiones tenían como invitados centrales a ocho autores. Esto fue creciendo poco a poco hasta llegar a los 30 invitados internacionales de esta octava versión.

Op: “Las líneas de su mano” es un título bastante poético, ¿de dónde salió la idea o la inspiración para ese nombre?

F: El nombre se le ocurrió a Gonzalo Mallarino quien fue también fundador de este evento. Queríamos hacer un festival incluyente y que acercara a los lectores a los autores en una especie de juego de quiromancia para entender las claves y los signos de las obras literarias estudiadas. Por eso días Gonzalo leía el libro “Guatemala, las líneas de su mano” de Luis Cardoza y Aragón y fue como una revelación. Además que se trataba de un nombre que se salía del lugar común de los festivales literarios en el país.

 

Op: A lo largo de los años el festival ha recibido a varios escritores reconocidos. Cuéntanos un poco de aquellos que han venido.

F: Bueno, ha sido un privilegio haber contado a lo largo de estos ocho años con la visita de autores extranjeros como Mempo Giardinelli, Hugo Mujica, Pablo Ramos, Luis Valenzuela, Liliana Heker de Argentina;  Elmer Mendoza, Marco Antonio Campos, Cristina Rivera Garza de México; Clara Usón, Ignacio Martínez de Pisón, Almudena Grandes y Luis García Montero de España; Carla Guelfenbain de Chile, Claribel Alegría de Nicaragua, Jean Portante de Luxemburgo, Rafael Cadenas de Venezuela entre tantos otros y colombianos como Giovanni Quessep, Elkin Restrepo, Darío Jaramillo Agudelo, Evelio Rosero, Jotamario Arbeláez, Roberto Burgos Cantor, José Luis Díaz Granados, Luis Fayad entre otros.  Todos y cada uno de los invitados ha dejado una impronta de afecto, porque siempre tratamos de revestir de mucho afecto la organización del festival.

 

Op: A raíz de las visitas de estos poetas al festival, ¿crees que se han entablado diálogos interesantes entre la poesía colombiana y la poesía de otras partes del mundo?

F: Por supuesto. Se ha creado una red de afecto, de confianza, de mutua colaboración con festivales como el de Granada en España, el Encuentro Internacional de Poesía de la Ciudad de México, Paralelo Cero en Ecuador entre otros. En Colombia tenemos una alianza con dos festivales que se hacen de manera casi paralela como lo son el Festival Luna de Locos de Pereira y el de Visiones de México del Fondo de Cultura Económica. Otros vínculos han sido los editoriales. A raíz de la visita del poeta italiano Emilio Coco el año pasado se publicó una antología de poesía colombiana contemporánea en Italia y tres tomos de Poesía italiana en Colombia.

 

Op: ¿Y a quién te gustaría traer en próximas versiones?

F: Sueño con traer más pronto que tarde a Charles Simic, Adam Zagajewski, Billy Collins y Sharon Olds, Adonis, entre otros.

 

Op: ¿Hay algún festival de poesía que sea tu ‘modelo a seguir’?

F: Creo que cada festival tiene su carácter y su impronta. Me gusta la organización de los festivales que he mencionado que son hermanos de este en su criterio y talante. Tengo varios en Colombia que me sirven de ejemplo porque definitivamente no quiero que “ Líneas de su mano” se parezca en nada a ellos, ni en su organización,  ni en su criterio de selección de autores. Los respeto pero no comparto muchos de sus propósitos.

 

Op: “Las líneas de su mano” nace en el contexto del Gimnasio Moderno y está, en parte, dedicado al acercamiento de los jóvenes a la literatura. ¿Qué tanto se acerca la población joven al festival?

F: Para nosotros es muy grato ver como, sobre todo en las franjas de la mañana, la Biblioteca de Los Fundadores se abarrota de jóvenes estudiantes de diferentes colegios de Bogotá y se les ve felices, ávidos de lectura y de descubrir a través de los libros nuevos mundos.

 

Op: En la actualidad, la poesía está disponible en varios medios, cuéntanos qué es lo atractivo de un festival de poesía. ¿Qué le puede aportar al mundo de la poesía y cuáles son sus limitaciones?

F: Un festival, como su nombre lo indica, es una fiesta, en este caso, de la poesía. Aporta muchas cosas que van desde la posibilidad de conocer y tener de cerca a muchos autores de diferentes países hasta poder relacionarse con otras personas con intereses afines. Al no tratarse de un evento académico permite cierta informalidad que desacraliza el quehacer poético y el misterio que siempre rodea a un creador. Se difunden libros, se conocen nuevas ediciones. En fin, creo que son más las ganancias que las pérdidas.

 

Op: Este festival promete eventos muy interesantes, ¿qué hay de nuevo en la edición de este año y qué poetas harán parte del evento?

F: Bueno este evento contará con la presencia de algunos de los editores de poesía más destacados de la actualidad como Manuel Borrás de la editorial Pre Textos, Jesús García Sánchez de Visor, Javier Bozalongo de Valparaíso, Jeannette L. Clariond de Vaso Roto y Walter Raffaelli de Raffaelli editore. La inauguración tendrá una invitada de lujo: la cantautora Marta Gómez, ganadora del Premio Grammy Latino en 2014. Se presentarán varias antologías entre ellas El canon abierto de Visor y Cien poemas en español de Luna libros y habrá una presencia de jóvenes poetas colombianos que hacen parte de colectivos o revistas de poesía.

 

Op: Por último, ¿qué invitación le quieres extender a las personas interesadas en la poesía pero que todavía no conocen el festival?

F: Quiero invitar a toda la ciudadanía a que se acerque al Gimnasio Moderno entre el 1 y el 4 de septiembre y conozca un festival diferente, un festival donde los autores permiten que un público lector se acerque a ellos de una forma familiar y afectuosa.